Marcha, foto de archivoUNOTV.-En Saltillo, Coahuila, un grupo de diferentes partidos arribó la mañana de este martes al Congreso del Estado, donde fueron recibidos por una comisión de diputados; uno de ellos, Francisco Dávila, les negó el acceso al congreso y a la sesión que se llevaba a cabo.
Por lo anterior, Eliseo Mendoza Berrueto, presidente del Congreso, solicitó la asistencia policiaca y se activó el código rojo, por lo que el grupo de seguridad GROM se hizo presente en las inmediaciones.
Uno de los manifestantes, Virgilio Maltos Long, señaló que los quieren amedrentar activando el código rojo. “Nosotros venimos sólo a manifestarnos en contra de la reformas energética y de educación que Enrique Peña Nieto piensa aprobar”, dijo.
Los manifestantes se retiraron a las 12:10 horas.

DEJA UNA RESPUESTA